Noticias

El mejor verano del euro desde hace 2 años

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
Fortaleza del euro

Los meses de verano no han sido favorables para el euro desde hace al menos dos años. Las crisis internas, primero con Grecia y luego con Reino Unido, habían hecho ver a esta temporada como una de las más débiles para la moneda europea.

Sin embargo, esto ha cambiado en 2017, cuando al iniciar agosto, el euro ha conseguido su mayor valor de fortaleza desde 2015. Esta fuerza que no llega del todo de improviso, se establece con rotundidad frente a duros rivales hasta la fecha, como la libra esterlina, el franco suizo o el dólar norteamericano.

La inestabilidad de Trump da aire al euro

De todas las divisas mencionadas, la más sorprendente es la del dólar. La moneda terminaba la legislatura del demócrata Barack Obama en uno de sus mejores momentos, con un crecimiento sostenido, que vaticinaba una inflación para la que la Reserva Federal de Estados Unidos estaba tomando medidas de previsión.

Sin embargo, Donald Trump está motivando un cambio de tercio. Pese a que en los primeros meses del año la economía estadounidense marchaba a buen ritmo, la inestabilidad política causada por las actuaciones diplomáticas de su presidente, está motivando una creciente desconfianza hacia la moneda, así como a las políticas económicas prometidas por el partido republicano.

En consecuencia, la inflación no sube, la economía muestra cierta inestabilidad y la moneda pierde valor con respecto a sus rivales. En la actualidad el valor de conversión está a 1,19 dólares por euro.

La congelación del Brexit afecta a la libra

Los medios de comunicación hablan de “congelación” con respecto al estado de la libra esterlina. El mismo concepto puede utilizarse para identificar las relaciones entre Gran Bretaña y Europa.

El punto muerto en el que se encuentra la evolución del Brexit, hace que todo quede paralizado, incluido también el valor de su moneda nacional, que está de todas formas en mínimos.

El cambio de libra a euro se establece así en 0,90 libras, habiendo llegado en días recientes incluso a 0,89 libras. De momento se espera que las próximas semanas esta equivalencia se mantenga, ante la época vacacional y la poca movilidad mostrada por las autoridades británicas en relación a qué hacer, con respecto al movimiento de separación de la Unión Europea que votaron afirmativamente.

Por último, cabe destacar el franco suizo, moneda clásica para los inversores por su histórica estabilidad, que no muestra signos de debilidad, sino que deja paso a una fortaleza creciente del euro, dejando el cambio a 1,15 francos suizos por euro.