Noticias

Red Eléctrica invierte en líneas eléctricas de Chile

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
Red Eléctrica

La compañía española Red Eléctrica, especializada en la generación de energía eléctrica, prosigue su expansión internacional, esta vez centrándose en el país de América Latina Chile.

La empresa ha comprado el 100% del capital social correspondiente a Centinela Transmisión lo que al mismo tiempo implica la adquisición de sus 3 líneas eléctricas que son explotadas en el norte de Chile. La operación ha superado los 100 millones de dólares.

3 líneas de 220 Kv en Chile

Gracias a esta adquisición, Red Eléctrica se hace directamente responsable de 3 líneas de 220 Kv (Kilovoltios). Todas ellas abastecen diferentes zonas del norte del país, concretamente en la región de Antofagasta.

Así, las líneas conectan con las subestaciones correspondientes de Encuentro-El Tesoro, El Tesoro-Esperanza y por último con El Cobre-Esperanza. En total hasta 1.729 Km de líneas eléctricas en el país.

Expansión de Red Eléctrica en América Latina

Red Eléctrica prosigue con esta operación su constante expansión en América Latina. Solo en Chile ya cuenta con una red de 1.729 Km y se consolida en el servicio de transporte de red eléctrica. De hecho, en este ámbito es propietaria del 50% de Transmisora Eléctrica del Norte (TEN) y del 70 % de Red Eléctrica del Norte (Redenor).

El objetivo de la compañía española, no obstante, no se limita a Chile, sino que abarca una mayor expansión por toda la región de América Latina. De hecho, en la actualidad también gestiona una red eléctrica que abarca unos 1.314 Km ubicados en el sur del país.

Red Eléctrica y su posición ante la unión eléctrica de Chile y Perú

Gracias a esta privilegiada situación, Red Eléctrica se encuentra en una posición realmente óptima para iniciar una ambiciosa operación, que uniría la gestión eléctrica de Perú con la de Chile, aunque de momento no se ha avanzado información al respecto sobre ella.

De hecho, la adquisición de Redenor no es casualidad. La compañía posee en la actualidad la licencia de un importante proyecto adjudicado en 2017, que se ubica en la zona de Pozo Almonte. Precisamente está ubicada justo en la frontera con Perú, lo que implica que, al menos a nivel potencial, la compañía española podría abarcar sin demasiados inconvenientes esta posible unión entre las redes eléctricas de los dos países.

No obstante, los buenos augurios de la empresa no han convencido a los inversores. La noticia de la adquisición ha motivado una caída del 0,3% de sus acciones.